Quemaduras y Primeros Auxilios: qué hacer

In EN EL AUTOMÓVIL, EN EL HOGAR, EN LA ESCUELA, EN VACACIONES, PRIMEROS AUXILIOS, Quemaduras by seguridad infantil septiembre 10th, 2017

Los accidentes por quemaduras en bebés y niños ocurren mayoritariamente en los hogares. Como señalamos aquí, tenemos herramientas para evitar que estas cosas ocurran. De todas formas, siempre debemos saber cómo actuar en el caso de presenciar un accidente por quemaduras. A continuación te contamos qué podes hacer:

Quemaduras leves


1 – Retira la ropa, anillos, pulseras y cinturones (que no estén adheridos a la quemadura).
2 – Aplica agua fría (de la canilla) sobre la quemadura. Esta medida calma el dolor y evita que la lesión avance.
3 – Luego de lavar la quemadura con agua, utiliza un apósito estéril y limpio para cubrirla. Si la quemadura es muy extensa, cubrí el cuerpo del niño con una sábana limpia.
4 – Llama al servicio de emergencias médicas o dirigite al centro de salud más cercano.
5 – Nunca debe aplicarse agua caliente o agua muy fría, ni hielo o crema dentífrica. Esto puede provocar una infección y agravar así la lesión. En caso de aparecer ampollas, no las toques.

Quemaduras graves con fuego directo


1 – Si la ropa del bebé o niño se prendiera fuego, cubrilo con una manta o alfombra gruesa, de forma que las llamas pierdan contacto con el oxígeno del aire y se apaguen.
2 – Rocía agua sobre el niño.
3 – Llama a emergencias (107)
4 – Bajo ningún motivo le quites la ropa quemada que esté pegada a la piel.
5 – Cubrí la quemadura con un apósito estéril o una tela limpia. Usa una sábana limpia si la quemadura es muy extensa.
6 – Protege la zona de presiones y fricciones, mientras esperas la asistencia médica.

Quemaduras por electricidad


1 – No toques directamente al niño. Primero usá un elemento no metálico para alejarlo de la fuente de electricidad. De haber otro adulto presente, pedile que corte la electricidad.
2 – Nunca pongas una almohada debajo de su cabeza si hay quemaduras de las vías respiratorias, porque esto puede cerrarlas.
3 – Si el niño no tiene lesiones en el cuello, cabeza, espalda o piernas, tenes que:

  • acostarlo horizontalmente
  • levantarle los pies unos 30 centímetros
  • cubrirlo con una manta o abrigo
  • vigilar su pulso y frecuencia respiratoria mientras esperas la ayuda médica (línea nacional 107)
RECORDÁ: LA PREVENCIÓN ES LA MEJOR MANERA DE EVITAR ACCIDENTES.

¡No olvides leer aquí las medidas que debes tomar para evitar quemaduras!


Fuentes consultadas:

  • Quemaduras pediátricas: retrospección para prevenir – Revista de Posgrado de la VIa Cátedra de Medicina – N° 143 – Marzo 2005 –  http://med.unne.edu.ar/revista/revista143/1_143.pdf
  • Manual de Primeros Auxilios y Prevención de Lesiones – Ministerio de Salud de la Nación Argentina – Dirección General de Emergencias Sanitarias – 2016
  • Biblioteca Nacional de Medicina de USA – https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/000030.htm
Si querés recibir más información y artículos útiles, dejanos tu mail!